divendres, 4 de gener de 2013

Algeciras, Andalucía, España




He pasado parte de las vacaciones de Navidad en Algeciras. En una de sus plazas más emblemáticas, hicimos un pequeño acto para difundir el mensaje y los materiales que hemos estado haciendo desde el Moviment cívic d'Espanya i catalans. Para mi sorpresa me encontré en poco más una hora lo siguiente:
1. Establecimientos que tienen que ver directamente con Catalunya en la Plaza Alta: Catalunya Caixa, La Caixa, dos empresas ópticas, una de electrodomésticos, una empresa de ocupación que lleva una catalana. Y eso solo en la plaza.
2. Familiares catalanes que venían a pasar las Navidades en Algeciras, con algunos de los cuales hablemos en catalán. Pero lo que también vimos es que había gente en Algeciras que se nos dirigían en catalán, como Paco y María que estuvieron en Barcelona viviendo y trabajando durante muchos años.
3. La receptividad de la gente y la valoración en positivo de que nuestros mensajes estuvieran en catalán y castellano. Y ninguna crítica a que la pancarta grande que desplegamos estuviera única y exclusivamente en catalán.
4. Los comentarios en positivo al pueblo de Catalunya, a su buena gente, a la fuerza de la unión, del compromiso y de la solidaridad. A la apuesta por el beneficio en común, etc.
Esto y no lo que dicen algunos interesadamente es lo que siempre que he estado en Algeciras he encontrado. Independientemente de las patéticas y lamentables expresiones que algunos políticos y militantes separatistas viertan tan irresponsable como ineficazmente contra los andaluces, los castellanos, los gallegos o los catalanes. Contra eso, también, vi en Algeciras unas muestras claras de buen hacer y siempre en la buena dirección y en positivo: No caer en tantos tópicos prejuiciosos, remarcar lo que más nos une y apostar por la convivencia, el diálogo y el beneficio común.

Manel Parra
4 de gener de 2013 

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada